spot_img
lunes, octubre 18, 2021
spot_img

Aspel – 6 estrategias para integrar a los nuevos colaboradores

La contratación de nuevos colaboradores es fundamental para expandir una empresa; los seleccionados representan el mejor talento y requieren adaptarse en poco tiempo a la cultura y procesos internos. Lograr su integración plena dependerá de un plan efectivo de entrenamiento que considere los objetivos empresariales como la experiencia acumulada de los colaboradores actuales, así como el clima laboral y las aspiraciones del recién llegado. 

¿En qué consiste un programa de entrenamiento para nuevos empleados?

Es un proceso bien definido que persigue integrar exitosamente a los nuevos integrantes del equipo mediante el desarrollo de talleres y manuales operativos, por ejemplo. La intención es que desde el inicio se involucren y comprendan la misión y visión de la empresa, su estructura organizacional, el tono de la comunicación; además de los procesos y herramientas propios de su función.

El programa de inducción es imprescindible para evitar malentendidos, errores de operatividad y el malestar en el equipo; sobre todo, para no reducir su curva de aprendizaje ni afectar la inversión en su entrenamiento. 

Se recomienda que el entrenamiento no tome más de cuatro a seis semanas, para que así el colaborador adquiera autonomía y la capacidad de decisión que su función exige. Deberá estar a cargo de un empleado del área de Recursos Humanos asignado para este proceso.

¿Cuáles son los puntos clave de un programa de entrenamiento?

A continuación, te frecemos una guía práctica para desarrollar tu propio plan de entrenamiento, basado en las sugerencias de los expertos para sea un proceso efectivo y en poco tiempo. 

#1. Dialoga con los colaboradores actuales

Recurre a aquellos colaboradores con más años en la empresa, en especial con quienes han dado excelentes resultados y son líderes reconocidos por sus equipos. Revisa con ellos los procesos de su área, los detalles más específicos que les permiten que su labor sea excelente. Así obtendrás información valiosa que también propiciará que todos se sientan parte importante del proceso de integración.

#2. Haz del entrenamiento una experiencia feliz

Todo programa de inducción debe incluir los puntos básicos definidos por el departamento de Recursos Humanos; pero a la vez ser flexible y adaptable a la personalidad, fortalezas y áreas de oportunidad del nuevo colaborador: se busca que aprenda a hacer su trabajo en pocas semanas de una manera entusiasta tanto por la etapa que comienza, como por la cultura de la empresa y los proyectos en marcha. 

#3. Destaca la relación con el equipo

Es fundamental incluir información básica sobre la dinámica de colaboración de los equipos; por ejemplo, sobre cómo se comunican las diferentes áreas, cómo se trabaja en los proyectos, quiénes toman las decisiones más importantes y cómo se resuelven los conflictos. Trata de incluir al jefe inmediato del colaborador en estas conversaciones y a algún otro miembro del equipo con más años en la empresa. 

#4. Combina diferentes métodos de capacitación

Puedes implementar talleres presenciales y guías de trabajo impresas; sin dejar de lado los videos, audios e incluso videojuegos, pues, como sabes, la gente puede aprender de diferentes maneras y lo importante es aplicar el método que mejor se adapte a la naturaleza de cada posición y a las características personales del nuevo colaborador. Así aprovechará más cada sesión de entrenamiento y se incorporará pronto a su trabajo. 

#5. Invita a los mejores líderes de la empresa a ser parte del proceso

Los líderes de la empresa no son necesariamente los jefes de cada área, sino aquellas personas con más experiencia: suelen ser los más escuchadas por sus compañeros e incluso por sus jefes. Involúcralos en el desarrollo del nuevo programa para que puedan alertarte sobre puntos débiles del colaborador que antes ocupaba el puesto, de las fallas en los procesos de trabajo o de los problemas de comunicación entre las áreas. Después, cuando el nuevo empleado ya esté en funciones, alguno de estos líderes podrá actuar como su “mentor” y guiarlo durante las semanas siguientes.

#6. Apóyalo con apps digitales que faciliten su integración

Proporciona al colaborador tecnología que le permita autogestionarse y mantenerse cercano al área de Recursos Humanos; por ejemplo, con NOI Asistente, una app que puede consultar fácilmente desde su computadora, tableta o celular, con la cual puede acelerar la autorización de permisos, trámites de vacaciones, incapacidades,  llevar el registro de entrada y salida de personal, entre otras cosas.

Ahora ya lo sabes: fortalecer la confianza de los colaboradores en la empresa incrementa su productividad; sobre todo cuando se sienten respaldados por tecnología que optimiza su tiempo, ya sea desde el centro de trabajo como en ruta o en casa; y qué mejor si ésta les permite administrar sus horarios e incidencias, revisar sus recibos de nómina o justificar algún retardo o falta en tiempo real. 

Dentrega

artículos relacionados

Artículos populares

DESCARGA GRATIS

ASPEL