El eslabón necesario para alinear los valores con el talento

567

702 vistas sitio anterior

CCuando nos invitaron a participar en la publicación de un artículo para RH en las empresas, nos emocionó la idea de poder transmitir lo que para nosotros es la vida en Daimler. Escribir sobre gestión de talento puede ser una tarea compleja para el ámbito laboral, pero visto desde nuestra perspectiva se vuelve fascinante, ya que Daimler ha dedicado tiempo, recursos económicos y mucho empeño en atraer a la mejor gente, y en retenerla.

Para Daimler, la gestión del talento debe centrarse obligadamente en dos perspectivas: lo más intrínseco de una corporación que son sus valores corporativos y la gente. La gente es el recurso más importante que tiene una empresa. Como tal, deben destinar todo el tiempo necesario para encontrar a los mejores, desarrollarlos y fomentar su permanencia. Sin embargo, el hacerlo sin una guía o un rumbo dejaría de lado un factor esencial que es la razón de ser de la empresa: los valores que la mueven para llegar lejos y que la hacen ser competitiva durante el paso de los años, no sólo en su sector, sino a nivel mundial. En Daimler tenemos cuatro valores corporativos: pasión, integridad, respeto y disciplina; que son la base de nuestra pirámide corporativa. Todos los empleados comulgamos con esos valores y debemos vivirlos, es decir, todo lo que hacemos es guiado por esos valores.

Si cada uno de nosotros entendemos qué necesita la organización de mí y qué necesito yo de la organización, entonces hay sincronía y armonía

La razón de ser de nuestros productos y de su comercialización (Freightliner y Mercedes Benz son los principales productos comercializados en México) son nuestros valores, nuestros principios operativos; que no son muy diferentes a los que nos inculcan en casa o en las escuelas conforme vamos creciendo. Precisamente eso es lo que busca Daimler, que independientemente del país, la cultura, la religión o las preferencias personales en todo el mundo, se vivan y se respiren los mismos valores reconocidos a nivel mundial y que se engloban en nuestro Código de Ética. Los valores y la gente son, como decíamos, la base de la pirámide para  formar una empresa sana. Aunado a ello, la gente elige trabajar para una empresa o permanecer en la misma por un sinfín de razones; la empresa, por su parte, tiene programas y objetivos claros que la hacen buscar el talento y retenerlo. ¿Qué eslabón es necesario para alinear los valores con el talento? La respuesta es sencilla: un propósito.

La mayoría de las personas tenemos un propósito personal, un propósito de vida que nos hace levantarnos en las mañanas y vivir nuestras vidas de cierta manera. Para muchos, ese propósito es nuestra familia, para otros sus amigos; hay quienes buscan ser reconocidos, y la gran mayoría buscamos un bienestar económico; en fin, existen un sinnúmero de propósitos que nos hacen buscar ser una mejor versión de nosotros mismos. Los seres humanos tenemos la capacidad de autoempoderarnos y buscar aquellas cosas que nos satisfacen de manera diaria. Por su parte, las empresas tienen una Misión que rige sus objetivos, sus acciones y dictan la razón de ser de nuestro trabajo, pero ¿están las misiones de las empresas alineadas con el propósito personal de los empleados? Si la respuesta es sí, estamos en una empresa alineada con su talento.  En otras palabras, darle sentido a nuestras actividades y responsabilidades traslada un sentido de pertenencia y de orgullo que se reflejan, por un lado, en los resultados de la corporación y por el otro, en el clima laboral. Si cada uno de nosotros entendemos qué necesita la organización de mí y qué necesito yo de la organización, entonces hay sincronía y armonía. Es una relación bilateral y recíproca. En Daimler hemos enfocado nuestros esfuerzos en atraer y mantener al mejor talento, creando programas que permitan a las personas tener una mejor calidad de vida, definiendo nuevos beneficios que motiven a nuestro personal a elegirnos como su empleador todos los días. Estamos convencidos de que los programas de bienestar forman una parte fundamental de nuestros colaboradores, por ello hemos logrado llegar a ser número 11 en la encuesta Great Place to Work.

Entre otras cosas, contamos con beneficios como home office, flex time, programas de wellness, snacks saludables gratis por la mañana y por la tarde, políticas de maternidad extendida e iniciativas que promueven la igualdad y la inclusión. También ofrecemos retos saludables que nos permiten entrar en competencias, con la finalidad de lograr un estilo de vida más sano. Acompañamos estas iniciativas con campañas de vacunación, check ups médicos gratuitos, pláticas de salud, talleres de manejo del estrés y talleres relacionados con los hábitos al dormir. Consideramos que dentro del bienestar integral debemos contemplar herramientas que ayuden a tener un mejor balance de vida-trabajo (horario flexible que nos invita a ajustar nuestros horarios de entrada y salida para cumplir con nuestras actividades fuera de la oficina; los días personales que están diseñados exclusivamente para ausentarnos de la oficina y ocuparnos de aquellos temas personales que requieren de nuestro tiempo sin utilizar nuestros días de vacaciones; la política de maternidad extendida que ayuda a que las nuevas mamás pasen hasta dos meses adicionales a los estipulados en la ley con sus bebés, mientras reciben un apoyo económico).

Daimler siempre va más allá, y al compartir el propósito de la organización con los propósitos individuales, hemos detectado los beneficios mutuos obtenidos: los empleados que trabajan para una organización que cuenta con un propósito firme están más motivados y dispuestos a dar “la milla extra”; permite atraer talento nuevo, ya que podemos darle un significado más profundo a su trabajo y no sólo enfocarlo al beneficio económico que puedan obtener; la toma de decisiones estratégicas se vuelve mucho más fácil ya que son tomadas con el fin de alcanzar nuestro propósito. Un propósito compartido hace que las relaciones entre los colaboradores sean más estrechas, nos ayuda a formar a nuestros empleados y a la manera en cómo lideramos la organización; analistas financieros creen que sólo una empresa con propósito puede realmente liberar todo su potencial. Como Recursos Humanos nuestro propósito es: “Hacer que Daimler cumpla los sueños de todos aquellos que mantienen al mundo en movimiento”. Es indispensable que la gente esté contenta en su trabajo y que sepa que será escuchada en todo momento.

Este eje rector está alineado con el propósito de Daimler Trucks a nivel global, pero con el enfoque de RH. Así como las empresas invierten millones y millones en desarrollar nuevos productos, en buscar la mejor calidad e innovar cada día, también deben hacerlo al buscar programas y beneficios que atraigan a los mejores y que los retengan. Gente que se levante orgullosa de ir a trabajar para su empresa y que su felicidad radique en otros móviles que en años anteriores. ¿Nuestro reto? Aprender cada día y estar un paso adelante. 

 

MARCELA BARREIRO 

Directora de Recursos Humanos Daimler

 

KISSEL REYES

Gerente de Recursos Humanos Daimler

Daimler Trucks fue fundada en 1942. Se especializa en camiones y tractocamiones. En México, tiene dos plantas de ensamble ubicadas en Santiago Tianguistenco, Estado de México y en Saltillo, Coahuila; cuenta con un Centro Internacional de Distribución de Partes en San Luis Potosí; una planta de Remanufactura en Toluca, Estado de México; y una Red de Distribuidores conformada por más de 80 puntos de venta y servicio a nivel nacional.

www.daimler.com/company/north-america/daimler-trucks-mexico.html

www.freightliner.com.mx